JUSTIFICACIÓN

XV CONGRESO NACIONAL DE MEDIACIÓN
La Reforma Constitucional del 18 de junio del 2008, no solo abrió un amplio espacio a la mediación en materia penal, sino que comprometió a los legisladores tanto de la Federación como de los Estados y del Distrito Federal a incorporar en toda la normatividad los mecanismos alternativos de solución de controversias, con lo cual se establecieron las bases para que los justiciables, independientemente de la materia del conflicto, puedan resolverlos colaborativamente a través del diálogo, la deliberación y el consenso.

Es en este mismo contexto, que el pasado 29 de diciembre del año 2014, se publicó en el Diario Oficial de la Federación la Ley Nacional de Mecanismos Alternativos de Solución de Controversias en materia Penal incorporando la figura de la mediación como salida alterna a la audiencia de juicio oral.

Además, conforme el tiempo ha transcurrido, en todo el país se ha consolidado la mediación como una metodología idónea para la solución alterna de conflictos en materias familiar, penal, civil y mercantil en sede judicial, teniendo un gran apoyo e impulso en la capacitación, actualización y profesionalización el Poder Judicial del Estado de Durango.

Instituciones como el Sistema para el Desarrollo Integral de la Familia, la Secretaría de Educación Pública, la Secretaría de Seguridad Pública y la Secretaria de Desarrollo Social, así como sus correlativas en las Entidades de la Federación, han valorado la importancia de la mediación en el desarrollo armónico y pleno de todas las facultades del ser humano, por lo que ya se diseñan políticas públicas orientadas a procesos de enseñanza – aprendizaje en las que los mexicanos aprendamos a resolver nuestros conflictos a través de estos mecanismos, lo que garantiza el tránsito hacia una sociedad en la que la asertividad, la empatía y la compasión sean ejes rectores de la convivencia humana.

La re-construcción de un país con una sociedad pacífica implica el compromiso de sumarnos y es en este contexto que se convoca al XV CONGRESO NACIONAL DE MEDIACIÓN.

Una vez más surge como institución interesada en vincularse con la sociedad, un Poder Judicial, en este caso, el Tribunal Superior de Justicia del Estado de Durango quien se compromete con la realización de este magno evento y de manera congruente con su quehacer, abre espacio a la democratización de la justicia, proporcionando a los ciudadanos la oportunidad de que sean ellos mismos como generadores del conflicto quienes a través del diálogo lo resuelvan.

Indudablemente el resultado de este congreso será fructífero y contribuirá a que los mexicanos dispongamos de alternativas para aproximarnos al VALOR JUSTICIA.

El Estado Mexicano tiene como tarea primaria ofrecer seguridad a los ciudadanos y por ello necesita que las instituciones socializadores se sumen para llevar a cabo acciones profilácticas en materia de prevención y una de las vías tangibles para transitar de una cultura de la violencia a una cultura de la paz es precisamente la MEDIACIÓN.



2015 XV Congreso Nacional de Mediación